Botas de agua para la gestión de crisis.

Los de protocolo tenemos cada vez más que decir en comunicación. Parecería que ellos, los que se arrogan este papel de comunicadores exclusivos, estuvieran centrados en la elaboración de mensajes, el diseño de estrategias y en la creación de documentos interminables, supersofisticados e hiperdocumentados que ayudaran a unos y otros a alcanzar metas. Lo «hyper», lo grande , lo voluminoso es lo que merece la pena y es digno de atención. La comunicación estratégica, el largo plazo, la actuación estructurada, el paso a paso se enfrenta al siempre manido y criticado principio de la acción-reacción. Yo creo que la estrategia es absolutamente necesaria y soy muy crítico con la «reactividad». Lo reconozco, prefiero ser proactivo e intentar adelantarme a los hechos y es absolutamente cierto que sin visión es difícil  alcanzar la misión. El problema surge cuando aparece una crisis, y me temo que para solucionar las crisis no hay […]

Seguir leyendo