Protocolo como herramienta holística de marketing y comunicación.

No te asustes. Lo del titular es solo humor y espero que lo interpretes todo adecuadamente. Este artículo va de Trump, los expertos en protocolo, lo aburrido que es leer sobre asuntos de protocolo en nuestros días, la mala educación y mi amigo Juan de Sevilla. Digamos que he metido todo en una cacerola y estoy removiendo para ver si el resultado es comestible. Tu juzgarás. Colecciono libros antiguos que tratan de protocolo, imagen, etiqueta o usos sociales. Me resulta enriquecedor observar cómo se actuaba hace mas de 100 años y me ayuda comprender muchas de las consecuencias que producen los modos de actuar de políticos y diplomáticos de nuestros días. En la actualidad hay muy pocos libros de protocolo que merezca la pena leer. Todos hablamos de banderas, precedencias y mesas. Ah! y siempre incluimos las maravillosas y bien sonantes palabras de comunicación, marketing y estrategia para intentar -en muchas […]

Seguir leyendo

El protocolo de las flores.

Los hechos corroboran la importancia del protocolo. Y los profesionales en estas lides, con el control de los detalles, venimos a demostrar que sin protocolo no hay comunicación y no al revés. Pido perdón por la sencillez del siguiente argumento pero creo que si la comunicación política y la institucional consiste en trasladar unos hechos al observador en el modo que interesa a quien organiza una reunión o acto institucional, el protocolo se encarga de que nada ni nadie pueda interferir en esos intereses comunicacionales de la institución. Por lo tanto, al protocolo no se le puede considerar como un personaje secundario en la comunicación sino como uno de los protagonistas de una obra coral. Conviene recordar lo anterior para respaldar la idea de que el protocolo, por sí mismo, no necesita del auxilio de ninguna otra disciplina para ser reconocido y tomar, por derecho, su propio protagonismo. Normalmente quienes nos […]

Seguir leyendo

Política y modales.

Sin crucifijo y sin Sagrada Biblia. Lo normal en estos casos. Tenemos un nuevo presidente que no es creyente y que lo ha querido poner de manifiesto en el primer acto público en el que actúa como tal. No hay que rasgarse las vestiduras y este hecho debiera haber pasado desapercibido para todos sino fuera porque significa la ruptura total con lo que se ha venido haciendo. No es tanto la demostración del sentimiento agnóstico como el deseo expreso de quiebra con el pasado, creo yo. Romper con todo lo anterior, por los hechos ejecutados en público, es parte de una estrategia -aún por definir- que deberá contentar a unos y otros. Tanto es así, que incluso nuestro nuevo presidente no ha querido ni siquiera girarse ante S. M. El Rey para hacer una leve inclinación de cabeza -nunca un gesto de vasallaje- que unos interpretan como de sometimiento y […]

Seguir leyendo

Una burda copia de imagen.

El contrato de Pedro Sánchez es una mala copia del ya firmado de

Lo decía un profesor mío, hace años, cuando asistí a un curso de Gestión de Crisis y Prevención de conflictos en la Escuela Diplomática. El había participado en el grupo de diplomáticos españoles que negoció la entrada de España en la antigua Comunidad Económica Europea. «Nada de innovar al principio. Copiad. Hay que copiar lo que a otros les ha funcionado. Cuando domines la situación -sólo entonces- da el paso e introduce nuevas ideas. Entonces llega la innovación que, en la mayoría de los casos, es una copia mejorada de lo que otros inventaron. A partir de ahí, se puede ser creativo» Lamento no recordar el nombre del autor de tan sabia aseveración. No se refería, naturalmente, a hacerse con la propiedad intelectual de lo que otro creó -circunstancia ésta muy de moda nuestros días-, sino a recoger y utilizar con honestidad lo que ya está bien hecho para darle […]

Seguir leyendo

Pedro Sánchez y su nueva y protocolaria puesta en escena.

Pensábamos que la generación de mensajes en materia política estaba liquidada y creíamos que ya pocas cosas nuevas se iban a decir en formato imagen. Ja! Ahora han llegado los de Pedro Sánchez y dan una lección de marketing político incorporando a la estrategia de comunicación de su campaña, como nuevo mensaje, el símbolo nacional que unos desprecian y otros son incapaces de añadir a su repertorio, no sea que se les identifique con ideologías trasnochadas. El PSOE le va a sacar mucho provecho porque ha sabido ver y utilizar un mensaje despreciado por otros. Nunca jamás se vió la Bandera Nacional tan exponencialmente exhibida en un mitin político como ayer. Al menos yo no lo recuerdo. Nada de banderas autonómicas para «compensar» lo explícito de lo nacional. El golpe de mano icónico ha sido de manual. Todo lo que hagan los demás partidos será, en el mejor de los casos, copiar lo que ya ha hecho el […]

Seguir leyendo

Otra cosa es la política.

Pedro Sánchez está aprendiendo a posar. Es un diamante en bruto.

Con ocasión de un artículo que publicaba el diario el mundo el viernes 19.09.2014, mi apreciada amiga Diana Rubio me preguntaba qué pensaba yo de Pedro Sánchez a lo que esta misma mañana he contestado en Twitter: «un diamante en bruto,con un buen perfil, que sabe valorar las técnicas de mercadotecnia política» Sin embargo, Twitter no da para exponer muchas ideas y sus razones. Es por ello que me dispongo a motivar y ampliar mi afirmación. Quizá, antes de comenzar, debo dejar meridianamente claro que no tomo partido por ninguna opción política porque ni quiero ni puedo hacerlo. Sí me interesa ahondar en la parte relacionada con la vertiente que afecta a la imagen pública y con las técnicas que preparan, impulsan y sitúan a un político -o a un profesional- en la cima del poder. Creo que imagen pública – la forma en la que se es percibido por […]

Seguir leyendo