Primera crónica protocolaria del nuevo Gobierno de España

No voy a describir lo que ya es obvio pero sí quiero destacar algunos de los detalles relacionados con el protocolo que he podido apreciar en los actos que se celebraron ayer cuando los nuevos ministros juraron o prometieron sus cargos. La Reina no ha asistido al acto. Queda perfectamente claro que, no teniendo papel constitucional que desempeñar, ha decidido no asistir a estos actos en los que el que debe destacar es el Rey y quienes merecen el protagonismo del momento. Ya verás como vendrán muchos a criticarla. Serán probablemente los mismos que, sin argumentos de peso, la criticarían si hubiese asistido. También volverían a criticar el escote, el largo de la falda, las mangas y tantas otras circunstancias banales -tan típicas de los supuestos expertos en protocolo de la prensa rosa y amarilla- para el desempeño de su papel de esposa del Rey. La entrada a la sala de las […]

Seguir leyendo

Prometo acatar la Constitución… ¡por la gloria de mi madre!

En algún post he escrito – no se dónde lo leí- que una sociedad es tanto más avanzada cuanta más capacidad tiene de elaborar normas, asumirlas como positivas para la convivencia y, desde luego, acatarlas en su totalidad. Esto en España no funciona. Las normas y el protocolo están para saltárselas…¡ y mejor por acción que por omisión!. Me refiero a las variopintas y variadas fórmulas de juramento o promesa que fueron utilizadas ayer por diferentes Diputados en el Congreso. Hay muchas formas de llamar la atención y de provocar titulares pero en España somos singulares para ello. Nuestros políticos – la verdad es que sólo unos pocos necesitan arrancar titulares de esta forma- no tienen otra forma de hacerse ver. El hecho de imitar a la Presidenta Argentina Kirchner -introduciendo tonterías en una fórmula tan seria y trascendente como la de jurar o prometer un cargo electo- los califica por sí solos. Parte de la idiosincrasia política […]

Seguir leyendo