Cada uno en su lugar.

La observación. ¡Cuánto se aprende de la observación! ¡Qué importante es uno u otro gesto! ¡Cuánta contenido e información hay en los gestos! Ya sabes que una de las finalidades del protocolo es decir por el gesto lo que explícitamente no se puede o se debe decir. Desde hace unos años vengo observando qué hacen los dirigentes e intento descifrar el porqué de sus gestos. Me sirve para aprender cómo hacer las cosas bien y evitar cómo hacerlas mal….en protocolo y en mi vida profesional y privada. En algunos casos, esos gestos no son premeditados y descubren intenciones no deseadas por los actores. El dirigente que por ignorancia o desprecio actúe públicamente así,  no es más que un auténtico irresponsable. Un gesto de un gobernante o alto directivo empresarial puede traducirse en un aumento o disminución significativa de los índices de su imagen pública, credibilidad y, en el peor de los casos, […]

Seguir leyendo

Los políticos vienen de Raticulín.

Lo contaba hace unos días en una entrevista que me hicieron en Lisboa cuando finalicé mi intervención en las X Jornadas Internacionales que celebraba la Asociación Portuguesa de Protocolo: Los de protocolo estamos ocupando espacios en el ámbito de la comunicación que otras disciplinas no han querido o no han sabido hacer suyas. Me refiero a esto de la gestión de la imagen pública que cada día tiene mayor interés y peso dentro de la comunicación institucional, política y empresarial. Ahora hablamos y hacemos, cada vez más, de asesores de imagen pública.  Por favor, entiéndelo: cuando hablo de imagen pública no lo hago (solo) de la imagen personal, del color que mejor va con el tono de piel o del corte de pelo más favorecedor. Hablar de imagen pública es observar a un dirigente desde una perspectiva holística -este término viste mucho a los intelectuales y a mí me ha […]

Seguir leyendo

La talla de políticos y empresarios.

Hace unas horas he oído a alguien en la radio que hablaba de las “tallas”.  Venía a decir que para observar la talla de una escultura, de una obra de arte, era necesario alejarse de ella. Al contrario, cuando se trata de tallar a políticos o empresarios, para medir su valía es necesario acercarse a ellos. El problema es que este acercamiento para el conocimiento es prácticamente imposible por varias razones. Una de las razones que impiden el acercamiento a estos políticos-empresarios de talla es que, en la mayoría de los casos, están rodeados de una camarilla de asesores que,  bien por necesidad de proteger la imagen de su “señorito” o para proteger las  prebendas y privilegios que le ofrece esa cercanía, establecen barreras infranqueables. Estos últimos –los de las prebendas o privilegios – son los que podríamos calificar de trepas o pesebreros. Sus capacidades son tan escasas que ven […]

Seguir leyendo