Ni tanto, ni tan calvo.

La elección de la indumentaria depende, en gran medida, de tres factores: el lugar donde se desarrolla la actividad profesional o institucional, las personas con las que se interactúa y la tarea que se va a realizar.

Está claro, también, que en determinados lugares se debe extremar las normas de cortesía y de conducta en tanto que lo que en ellos se debate o negocia es de gran importancia y trascendencia. Hablo, por ejemplo,  del Congreso de los Diputados en el que, además de entrar en el hemiciclo sin corbata, algunos diputados se permiten introducir latas de refresco en clara actitud de desprecio por lo que el lugar y las personas que lo habitan representan. Espero que D. José Bono no permita comer pipas, llevarse bocatas de «pringá» o pinchos de tortilla al escaño. Según el confidencial digital, el Presidente del Congreso está seriamente preocupado por el desprestigio que está sufriendo la imagen de los miembros de la institución parlamentaria por la falta de cuidado de «las formas».

Vengo sosteniendo que cada día somos más modernos y avanzados en el abandono de las normas de educación y cortesía que nos han ayudado a convivir durante siglos y que ya no están de moda por el hecho de que mantenerlas requiere un esfuerzo adicional. Lo más cómodo es lo mejor y lo más «güay». Lamentable.

Pero para una extraña elección de indumentaria -por lo poco acertada-  la del líder británico tory David Cameron que se paseó a principios de mes, por el centro militar de adiestramiento de Kabul, con traje negro, zapatos de cordón y corbata. Es como una señora de limpieza que hace su trabajo con vestido de noche. Te dejo la fotografía de Cameron, de AFP, y  que fue publicada en El Mundo.

Hombre, ni tanto como el Británico ni tan calvo como los diputados en el Congreso.

David Cameron
David Cameron en Kabul

También te puede interesar.....

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.