Protagonismo y refuerzo de la imagen pública.

He pasado dos días revisando las fotografías de los actos institucionales en los que el Presidente Sarkozy ha participado. No he encontrado ningún detalle que merezca la pena comentar. El fotógrafo oficial de Sarkozy, L. Blevennec, es bastante más parco en lo que se refiere a número de fotografías publicadas que Souza. Blevennec debe tener muchas más restricciones que Souza para acceder a determinados espacios y fotografiar ciertas intimidades del Jefe de Estado.

Es una obviedad que la puesta en escena de la imagen de los Presidentes de Francia y Estados Unidos es radicalmente diferente. La presencia de la familia en el entorno de OBAMA es un «plus» para su imagen y la secuencia fotográfica de toda la actividad diaria del Presidente es recurrente en el desarrollo de un cuidado plan de marketing político. Michelle, las hijas y – de vez en cuando- el perro refuerzan la imagen pública de Mr. President.

No me parece que existan muchas similitudes entre los planes de los que diseñan la «venta» de la imagen pública de Obama y los que hacen lo propio con Sarkozy. Me explico. Si a Obama el factor familia le ayuda a proyectar su imagen, a Sarkozy le daña, en progresión geométrica, esa misma circunstancia. Carla Bruni, en lugar de sumar, resta protagonismo a su esposo. Su presencia – la de Bruni- en actos institucionales está muy medida. Tanto perjuicio produce que, cuando ella está presente, la imagen pública de su marido se observa «difuminada». Si Carla Bruni acudiese a más actos públicos acompañando a su esposo actuaría más como un lastre que como un refuerzo. Le restaría protagonismo.

En la foto podéis observar cómo Sarkozy intenta sumar a sus taconazos y las calzas del interior de sus zapatos su posición de «puntillas para crecerse».

Los Obama y Los Sarkozy
Los Obama y Los Sarkozy

También te puede interesar.....

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.