El Jefe de Protocolo y su «señorito».

Creo que lo he comentado en otros post  pero, al ver la fotografía, no he podio remediarlo, vuelvo al ataque. Mucha preparación y corta ejecución dice el maestro D. Felio Vilarrubias. Pero eso no es suficiente. De nada sirve la preparación y el cuidado del detalle si después llega tu «señorito» o «señorita» y hace lo que le viene en gana.  Desde mi punto de vista  hay dos razones para que nuestros señorios actuen así:
a) La ignorancia (ausencia de conocimiento).  «Yo no soy protocolario» es la frase que hemos tenido que oir en muchas ocasiones los que nos dedicamos al Protocolo. Muchos políticos y empresarios piensan equivocadamente que ser protocolario es ser «rebuscado en las formas». «El protocolo me aleja de los demás». Nada más lejos de la realidad. El protocolo moderno asienta sus modos en normas legales sustentadas en los principios democráticos, en las aportaciones que los responsables hacen a la sociedad o , en su caso, a sus empresas o instituciones privadas. Así, por ejemplo, quien más votos tiene, ocupa los mejores espacios y está más cerca de la ciudadanía. En el caso de los empresarios, quien más responsabilidad tiene, en razón de su aportación a los beneficios empresariales, es el que ocupa los lugares más distinguidos.
b) La desconfianza que el «señorito»  tiene en sus asesores. En muchas ocasiones se es asesor en razón de un carné o, peor aún, por una sofisticada labor de «trepa chepas». Así se «coloca»  a personas para que ocupen puestos para los que no tienen ni experiencia ni formación.
En fin, de nuevo observo como a Obama se le escapan pocos detalles. Para eso están sus responsables de protocolo. En las fotografías puedes observar cómo antes de entrar a una presidencia a Obama se les explican -en directo-  todos los detalles más destacables. La siguiente fotografía es el resultado de un excelente planeamiento y una cuidada ejecución. Además, Obama no sólo sigue el guión sino que lo cumple literalmente.
obama antes de salir al estrado
Un responsable de protocolo explica a Obama los movimientos antes de "exponerse" al público.
Obama en plena actuación
Obama, en plena actuación, pocos minutos después.

También te puede interesar.....

1 comentario

  1. Juan: Que razón tienes! La palabra «protocolo» esta casi menospreciada, los «señoritos/as» de turno piensan efectivamente, que es muy encorsetado y te hace parecer distante y snob. Cuando es fundamental para que un acto o evento o cualquier situación se deslice como la seda. Esos, son, querido Juan, «LOS QUIERO Y NO PUEDO»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.