Mayordomos para el s XXI. ¡Viva la diferencia!

¿Para qué sirve un mayordomo en s. XXI? Me lo preguntan en la radio, en la televisión, en los periódicos y en muchísimos sitios. Incluso se interesan algunas personas que se sienten atraídas solo por el salario que se puede llegar a percibir. Para despejar todas las dudas y dejar muy claro que en el s. XXI un mayordomo no es un sirviente al modo de Downton Abbey, no limpia la plata y no es un camarero distinguido, escribo este artículo que tiene fundamentalmente una finalidad divulgativa. Mi visión -afortunadamente para mi, para quienes siguen nuestra formación en iBS y para nuestros clientes- es la de un mayordomo que dispone de habilidades y destrezas multidisciplinares sustentadas en una solida formación que proporciona un programa formativo diseñado y cuidado al detalle y una exquisita selección de quienes siguen nuestros programas. Dos aspectos fundamentales nos distinguen, por tanto, de otras escuelas al […]

Seguir leyendo

«La que has liado, pollito»

No tengo más remedio que salir al ruedo. Desconozco si tú, que me lees, me consideras torero, banderillero, picador, arenero o mulillero….. o muletilla. La verdad es que tengo tipo de picador, he hecho de arenero, he arreado muchos tipos de mulas, me he tirado a muchas plazas como muletilla, he puesto muuuuuchas banderillas y no me falta valor como a los toreros. Por su puesto, me refiero a las plazas de la vida… Me importa un bledo triunfar en esta plaza, pero el derecho a torear no me lo quita nadie. Mi amigo Juan de Sevilla -que tengo aquí a mi lado- no ha podido reprimirse y me ha dicho «Güandedió holé la grasia y er salero, biba la madre que te parió y biba el harte y la halegría» Gracias Juan. Va por ti y por todos los que se tiraron a la plaza y salieron empitonados……. Y después […]

Seguir leyendo

Protocolo con elefantes en una cacharrería.

Mucho ruido y pocas nueces…..pero la culpa la tenemos nosotros. Algunos pretende crear un tsunami que se lleve por delante el trabajo de muchos años, pero no va a ser así. Aunque quiero creer en la buena voluntad de unos y otros, no dejo de cuestionar y de criticar todo lo que se está haciendo y cociendo alrededor del protocolo en España y, supuestamente, en defensa de los intereses de los profesionales. Lo que a continuación expreso lo hago a título personal, sin olvidar mi responsabilidad como Delegado de la Asociación Española de Protocolo en Castilla La Mancha y en uso de la libertad que me proporciona mi independencia profesional, intelectual y económica. Creo que me hago eco de lo que unos no se atreven a decir por temor a perder su trabajo; otros por «el qué dirán»; otros porque creen que diciendo lo que piensan y hablando claro se crearán […]

Seguir leyendo

Nos hace falta más protocolo.

Esta semana ha dado para hablar y debatir mucho sobre protocolo. A veces los fallos de protocolo son divertidos, pero los tres casos a los que me voy a referir me han producido una gran tristeza porque, conociendo a grandes profesionales de protocolo en Argentina y México, me ha sorprendido lo ocurrido. Ha sido  también una sorpresa por lo inesperado de lo ocurrido y también me ha producido indignación porque, en muchas ocasiones, un fallo de protocolo se traduce en un insulto a una persona o -peor aún- a una nación. Comenzaré por referirme a lo acontecido en Argentina cuando, en un aeropuerto en el que va a tomar tierra el avión que transporta en vuelo oceánico a un Jefe de Estado, resulta que no hay escalera que llegue a la puerta del avión. He oído muchas escusas y leído otros tantos intentos de justificar lo injustificable.  A saber: que […]

Seguir leyendo

Protocolo, ética y estética.

Normalmente los límites impuestos por la ética están muy por encima de los que imponen la estética de los dirigentes. Una de las ramas de la ética – la ética normativa- se dedica a estudiar los estándares de la conducta humana que están relacionados, por cierto, con la actividad personal o profesional que se desarrolla. La ética a que se refiere a la actividad personal tiene unos límites que delimita el propio individuo. Así, uno puede tener unos principios personales flexibles -«Estos son mis principios. Si no le gustan, tengo otros.»- que diría Groucho Marx. Pero si nos referimos a la ética profesional que afecta a una actividad en la que se representa a un grupo, la cosa cambia. Los principios y valores éticamente premiables son los que convienen a la mayoría y los estándares de lo que está bien o mal los delimita y dicta el interés del grupo y […]

Seguir leyendo

La policía exigirá ser educado (o protocolario).

Quien diga que ser educado no está de moda, no sabe ni por dónde le da el aire. Es más, ahora se nos pide ser educado -como si en otros tiempos no hubiera sido así-  en el transporte público, en los establecimientos, en las reuniones de negocios y en nuestra vida social con una sola finalidad: que todos nos sintamos cómodos. La verdad, como reza el aforismo español, «Nunca es tarde si la dicha es buena». Durante muchos años en España -me atrevo a decir que en muchos países de Europa- se ha apartado, despreciado y criticado todo lo relacionado con las buenas maneras que nuestros padres nos enseñaban y exigían. Como en cualquier otra cultura del mundo, aquí se premiaba al niño que cedía el interior de la acera a la persona mayor; se aplaudía al caballero que entregaba el asiento a una señora o se agradecía, con el aplauso […]

Seguir leyendo

Los atributos del poder.

Surgió el otro día en un foro de compañeros profesionales del protocolo. Alguien preguntó sobre si los ediles y diputados provinciales devolvían la medalla que se les impone al tomar posesión del cargo. Sobre este asunto surgieron más preguntas tales como si una medalla, que identifica como concejal, se puede devolver por razón de ideología o , también,  otras afirmaciones como que en algunos ayuntamientos se graba la fecha en la que se impone al concejal….. Aún a sabiendas que tendré detractores y admitiendo que puedo estar equivocado, tal y como expresé en ese foro, me gustaría ofrecer a los que me leéis mi opinión al respecto. El desprecio por las tradiciones y la necedad de algunas  autoridades mantenida durante muchos años, han hecho que los atributos que distinguen a quienes temporalmente tienen el poder político hayan quedado reducidos a un souvenir.  El uso que se hace de esos símbolos que invisten a los cargos es casi comparable en muchas […]

Seguir leyendo

El protocolo de las flores.

Los hechos corroboran la importancia del protocolo. Y los profesionales en estas lides, con el control de los detalles, venimos a demostrar que sin protocolo no hay comunicación y no al revés. Pido perdón por la sencillez del siguiente argumento pero creo que si la comunicación política y la institucional consiste en trasladar unos hechos al observador en el modo que interesa a quien organiza una reunión o acto institucional, el protocolo se encarga de que nada ni nadie pueda interferir en esos intereses comunicacionales de la institución. Por lo tanto, al protocolo no se le puede considerar como un personaje secundario en la comunicación sino como uno de los protagonistas de una obra coral. Conviene recordar lo anterior para respaldar la idea de que el protocolo, por sí mismo, no necesita del auxilio de ninguna otra disciplina para ser reconocido y tomar, por derecho, su propio protagonismo. Normalmente quienes nos […]

Seguir leyendo

Una historia mal contada.

Así ocurre cuando el principio general de  la organización de actos -larga preparación, corta ejecución y yo añado «profesión»- no se lleva a término. Las historias se pueden contar pero, quienes no son profesionales o son mediocres, las cuentan mal. En esto de la organización de encuentros de alto nivel, ni el dinero para llevarlos a cabo, ni el deseo de que todo salga bien son suficientes para alcanzar el éxito. Hace falta profesión que comienza por la formación. Ejemplo de lo anterior ha sido esta semana el supuesto fallo de protocolo del que ha sido protagonista el presidente Macron a su llegada a Argentina para participar en el G-20. Que el Jefe de Estado francés no haya sido recibido en tiempo y forma por ningún responsable a su llegada al aeropuerto de Buenos Aires, no es solo culpa de quien debió esperar la llegada del mandatario francés. Desde luego quien […]

Seguir leyendo

Doña Letizia, la única FLOS.

Eso de que en España no existe Primera Dama es una falacia inventada por alguno de los muchos expertos en protocolo que surgen como las setas y que aparecen de forma estacional, si las condiciones medioambientales son de su interés…… En España como en cualquier país del mundo, hay una Primera Dama que no es otra que la esposa del Jefe del Estado, es decir, Doña Letizia. Lo es aunque le pese a algunos y no guste a otros. Yo simplemente me limito a razonar lo que otros no alcanzan a distinguir bien por interés particular o por simple necedad. Mis razones, de índole legal, tengo para afirmar lo anterior. Lo mismo que tengo otras tantas para desacreditar y criticar a  todo aquel que pretenda poner por delante de La Reina a la esposa de un Presidente del Gobierno de España, por muy democrática que haya sido la elección de […]

Seguir leyendo